Share on FacebookGoogle+Tweet about this on TwitterShare on LinkedInPin on PinterestEmail to someoneshare on Tumblr

Al empezar un nuevo año, la mayoría de nosotros estamos ansiosos por hacer una lista de propósitos que nos renueven y nos hagan mejores de lo que somos. Después de todo, una vez más cogemos un cuaderno en blanco de 365 páginas que nos da 365 oportunidades para crear la mejor versión de nosotros mismos.

EL CURSO DE LOS PROPÓSITOS
Entonces, ¿Quiénes serán los héroes o los perdedores en nuestra maravillosa novela? Esta es la pregunta fundamental que posiblemente no será respondida hasta que este año acabe. Solo ten en mente que tu eres el escritor y que, como muchos otros autores, seguro que tendrás una buena historia para contar. En el mejor de los escenarios: crearas una historia que no llegará al show de Oprah’s pero… de todos modos, lo que contará al final es el esfuerzo que le has dedicado.

PROPÓSITOS REALISTAS
No será la primera vez que escribes tu lista. Ya hemos estado allí. Ya lo hemos hecho antes. Y, de hecho, ya hemos fallado en hacerlos realidad la mayoría de veces. Eso si, exceptuando todas las veces que nos hemos puesto al límite para conseguir eso que nos parecía tan inalcanzable y ¡Lo hemos logrado!. El truco está en plantearnos objetivos realistas y simples para no acabar como un niño en una tienda de caramelos cogiendo muchos más caramelos de los que puede comer. De este modo evitaremos acabar con dolor de barriga y además será más fácil conseguir nuestros propósitos.

PEQUEÑOS PROPOSITOS, ENORMES RECOMPENSAS
Para ayudarte a emprender este Nuevo año, hemos preparado una lista de propósitos sencillos que puedes lograr sin mucho esfuerzo. Estos no requieren eliminar por completo todos tus vicios y alegrías pero si que aportarán luz y positividad a tus días. Mejor aun, te mejorarás a ti mismo y, del cierto, te ayudarán a conseguir otros de tus objetivos. ¡Buena suerte para escribir tu mejor bestseller de este año!

PROPÓSITOS SENCILLOS Y FÁCILES

1. Prueba una nueva comida cada semana
En vez de seguir una dieta estricta, prueba algo diferentes este año. Come con más conciencia y prueba nuevos alimentos o combinaciones que sean saludables. En un mundo que nos ofrece tanto acceso a comidas exóticas, deberíamos ser capaces de aprovecharlo. Además, nunca sabes si tu paladar descubrirá así una dieta más saludable y apetecible de la que conocías.

2. Ten un gesto bonito hacia otras personas cada día
Esto puede tomar forma con un beso inesperado a alguien que amas o con una simple sonrisa a un desconocido. No tienes ni idea de lo que un pequeño gesto de ternura y positividad puede significar para la persona que lo recibe.

3. Intenta visitar un lugar que no hayas visitado antes
No tienes porqué coger un vuelo a un lugar lejano para quedar impresionado de la belleza que el mundo nos puede ofrecer. Muy cerca de ti seguro que hay diamantes escondidos que te sorprenderán.  

4. Toma una foto en tres lugares que siempre hayas querido ver
Una buena motivación para viajar más. Viajar expande tus horizontes y te da la oportunidad de conocer gente nueva y ver paraderos interesantes.

5. Haz, como mínimo, un amigo nuevo este año
Tampoco necesitas ir a buscar un mejor amigo pero simplemente intenta conectar con alguien. Seguro que tienes a alguien en tu trabajo con quien no hablas normalmente. Muestra un poco de interés y ya verás como también te sorprenderá de una manera positiva.

6. Desarrolla un nuevo talento
Aprende algo. Puedes empezar con un nuevo hobby como pintar, coser, bucear o aprendiendo un nuevo lenguaje. Crear por nosotros mismos es una de las más grandes motivaciones que nos hacen sentir completados y felices.

7. Afronta tus miedos
¿Tienes medio a las alturas, a hablar en público o a las arañas? Sea lo que sea que estimula tus hormonas del terror, al afrontarlo y superarlo te llenarás de orgullo. Quizás no sea la tarea más fácil pero del cierto será uno de los propósitos con el que te sentirás más realizado y orgulloso de ti mismo. Tienes 365 para prepararte mentalmente…

8. Haz crecer una planta
Puede sonar divertido pero el hecho de cuidar de una planta y esforzarse para que viva y crezca sana te aportará un foco para una meta clara. Además, piensa que te será más fácil cuidar de una planta que de un pez dorado.

9. Limita el acceso a tu teléfono
Para empezar a acostumbrarte, prueba con apagarlo durante dos horas cada día. El mundo no se acabará, tenemos prueba de ello. Además te dará un aire fresco para observar el mundo que te rodea.

10. Preocúpate por tu cuerpo
Esto no significa que empieces a ir al gimnasio frenéticamente 6 días a la semana. Toma las escaleras cuando puedas, da una vuelta de 20 minutos cada día y, de nuevo, deja el teléfono en casa durante esta vuelta. Simplemente explora tu alrededor y aprovecha el momento para reflexionar y organizar tus pensamientos. Hacer ejercicio en cualquiera de sus formas es el mejor regalo que puedes hacerle a tu cuerpo, combinándolo con una dieta sana y equilibrada. El ejercicio te hace más fuerte para resistir virus y algunas enfermedades, nos mantiene flexibles y es perfecto para la mente porque relaza las hormonas de la felicidad.

11. Lee libros…
… Y expande tu mundo. No te enganches a tu tablet o a una maratón de netflix. Por el contrario, coge un libro y sumérgete en un mundo nuevo de cultura. Los libros te pueden inspirar, moverte y motivarte. Un mundo sin libros sería un mundo desalentador.

12. Ayuda a gente menos favorecida
Puedes ofrecer amor, tiempo o dinero a esas personas que lo necesitan. Tú puedes darles algo positivo e incluso puedes ayudar a cambiar sus vidas. El hecho de dar no es bueno solamente para la persona que recibe sino que también es sano para uno mismo. Lee en nuestro blog sobre LA CIENCIA DE LA GENEROSIDAD si quieres descubrir cómo funciona…

13. Crea un Nuevo ritual
Los rituales nos mantienen en tierra y centrados. En un sentido más profundo, nos facilitan una cosa importante: propósitos. Crea un nuevo hábito, pero que sea uno pequeño para que lo puedas realizar. Dale a tu pareja una taza de café o un té por la mañana cada día. Crea una lista semanal los domingos por la noche para cubrir toda la semana, planea tiempo para ti o simplemente crea una rutina de hacer yoga o meditación justo antes de ir a la cama.

14. Exprésate a través de la amabilidad
Una de las cosas más poderosas que le puedes ofrecer a alguien es un cumplido, una frase positiva que remarca sus cualidades desde tus sentimientos. Es muy simple de dar así que no hay excusa para dejar los pensamientos dentro. La amabilidad puede cambiar el mundo y además es contagiosa. Así que empieza el día diciéndoles a tus seres queridos cuánto significan para ti. Si quieres más inspiración sobre cómo trabajar la amabilidad, lee: RANDOM ACTS OF KINDNESS

15. Comparte el ritual de la luz
Enciende una vela cada semana y honra a las personas que ya no están con nosotros o frena la mente durante unos minutos para dedicar tus pensamientos a esas personas que han tenido menos suerte. El ritual de encender una vela te dará tiempo para reflexionar sobre cosas importantes. ¡Mira nuestro vídeo y empieza a repartir luz! SHARE THE RITUAL OF LIGHT

Sea lo que sea que decidas hacer, asegúrate de que sea simple y práctico para ti, ¡Así tendrás un éxito asegurado!

Este post también está disponible en: Inglés Holandés Francés Alemán Sueco

Related posts

Leave a Comment

Error: Please check your entries!