Share on FacebookGoogle+Tweet about this on TwitterShare on LinkedInPin on PinterestEmail to someoneshare on Tumblr

Cuando la vida te supera, es fácil centrarse solo en las cosas negativas. Pero olvidas que, en realidad, no importa qué pasó ayer, cada mañana te da nuevas oportunidades, otros caminos y puntos de partida. Con ese pensamiento, creamos The Ritual of Sakura, una colección inspirada en la ceremonia anual japonesa del Hanami, o de la contemplación de las flores del cerezo o Sakura, antes de que el viento las haga desaparecer. Cada año la gente se reúne bajo los árboles para celebrar el florecimiento de estos árboles como una metáfora en sí misma: la belleza es delicada, por lo tanto preciosa.

La colección The Ritual of Sakura está creada para recordarnos celebrar cada día como una nueva oportunidad. Con el delicado perfume de la flor de cerezo y enriquecida con leche de arroz orgánico, los productos Sakura están diseñados para renovar cuerpo y alma.

1. Exfolia el estrés

El primer paso para tener una piel suave y renovada es el exfoliante corporal The Ritual of Sakura, con una combinación de azúcar orgánico y aceites hidratantes. Gracias a su composición basada en azúcar, nutre y revitaliza incluso las pieles más secas. Masajea el exfoliante sobre tu piel con movimientos circulares y elimina con agua templada. Repite el proceso una o dos veces a la semana para tener una piel suave y resplandeciente.

2. Limpia tu cuerpo

La espuma de ducha The Ritual of Sakura combina flor de cerezo y leche de arroz orgánico para dejar un delicioso aroma y un tacto sedoso en tu piel. Aplica una pequeña cantidad de producto en tu mano, añade agua y descubre como se transforma en una fragante espuma de ducha. Solo te queda sentir el cuidado y el relax después de la ducha.

3. Nútrete

Para llevar tu experiencia al máximo y mantener el equilibrio e hidratación de tu piel, no dejes de aplicarte la crema corporal The Ritual of Sakura. Su textura especial la hace muy fácil de aplicar y su rápida absorción facilita que puedas vestirte enseguida mientras te sigue aportando una hidratación intensa sin dejar rastro ni manchas.

4. Perfuma tu espíritu

Después de exfoliarte, lavarte e hidratarte, puedes continuar con el ritual con la bruma de cuerpo y ropa de cama, una deliciosa fragancia con aroma de flores de cerezo y leche de arroz, como toda la colección, que cubre y revitaliza tu piel en forma de un fino rocío. Aplícalo sobre las sábanas para disfrutar de su aroma al acostarte y al despertarte. El efecto de su delicada esencia permanecerá contigo todo el día.

5. Perfuma tu espíritu

Después de exfoliarte, lavarte e hidratarte, puedes continuar con el ritual con la bruma de cuerpo y ropa de cama, una deliciosa fragancia con aroma de flores de cerezo y leche de arroz, como toda la colección, que cubre y revitaliza tu piel en forma de un fino rocío. Aplícalo sobre las sábanas para disfrutar de su aroma al acostarte y al despertarte. El efecto de su delicada esencia permanecerá contigo todo el día.

Este post también está disponible en: Inglés Holandés Francés Alemán Portugués, Portugal Sueco

Leave a Comment

Error: Please check your entries!